Lunes sin carne – Brigadeiro

Hola chicas y chicos.

Feliz lunes. Hacía días que no les traía una receta, sin embargo hoy quiero compartirles un postre que hice recientemente y me gusto mucho. Es una trufa típica de Brasil que se conoce como Brigadeiro.

Y hoy para despedir a la hermana @kbastardo unos #brigadeiros de regalo #cacaotepuy #cacao #chocolate @cacaotepuy

A post shared by Gabriela Carolina (@gabidoll) on

Básicamente es una trufa hecha a base de leche condensada y cacao, aunque hay variaciones hechas con chocolate blanco y frutas tropicales. Pero lo que si puedo decirlos es que es una trufa curiosa y muy sabrosa. Así que empecemos, necesitaremos:

  • 1 lata de leche condensada
  • 1 cucharada de mantequilla
  • 1/4 de taza de cacao en polvo sin azúcar (yo he usado 100%)
  • Lluvia de chocolate, frutos picados o cualquier cosa que gusten para decorar

Listo, como pueden ver son muy pocos ingredientes, así que ahora empezamos a preparar nuestras trufas.

Primero colocamos a calentar a fuego bajo una sartén, pero tengan cuidado de tener de verdad bajo el fuego porque pueden quemar la leche, y colocar dentro la mantequilla y fundir, luego añadir la lata de leche condensada y el cacao. Con una paleta de madera (o plástica en su defecto) y remueve tu mezcla, para que se unan bien todos los ingredientes y mantén moviendo la mezcla hasta que, al pasar la paleta, la misma se despegue del sartén y tarde en juntarse de nuevo.

brigadeiroprep2-682x1024

Ahora, retira tu mezcla y colócala sobre un plato previamente engrasado y deja reposar por una hora en la nevera. Una vez fría la mezcla, engrasa tus manos y toma una pequeña porción y haz una bolita entre tus manos. Luego pasa la bolita por la lluvia de chocolate y listo. Puedes colocarlas en un capacillo o simplemente hacer una montañita con tus trufitas.

Ahora a comer 🙂 que el postre está servido.

622a3c3e047f17e8cd35df56a6ebda51

Espero que pongan la receta en práctica.

Besos.

Has cambiado

1e7f942faa84137c036cfcd981dc3b12

Persona 1: Has cambiado – Persona 2: Eso espero

Cambios. Una palabra tan sencilla y la cuál trae consigo grandes consecuencias.

¿Por qué tememos al cambio?, ¿es cambiar malo?. Yo no creo que sea malo, solo que muchas veces el cambio significa dejar ir nuestra zona de confort.

Por ejemplo, siempre soñamos con mejorar, con un futuro brillante, pero muy pocas veces cambiamos lo que es necesario para obtener esos resultados, no porque no empieces a hacerlos, sino porque se ven muy cuesta arriba.

Entonces, ¿quiere decir esto que lo que soñamos no es la meta porque no estamos dispuestos a hacer los cambios necesarios?, no lo creo. Más bien apoyo la teoría que nos asustamos, o peor aún, nos decepcionamos, bien sea por abandono o por falta de apoyo. Y nos resentimos a permanecer en el espacio que conocemos, el que sabemos que podemos controlar. Y he ahí la palabra mágica, CONTROL.

Ahora, replanteemos la pregunta. ¿Qué nos hace querer controlarlo todo?. Aún busco la respuesta más lógica a esta pregunta, pero hasta ahora solo he dado con esta respuesta, la adultez. Crecer implica un número de aprendizajes grande y con ellos casi siempre vienen heridas, al final nos rehusamos a recibir otra lección dolorosa, así como cuando niños nos caíamos o nos castigaban, pues de adulto las heridas van por dentro y sanan muy lento.

Sin embargo, el mundo no deja de cambiar. Tu entorno se modifica, personas vienen y personas van, todo se sigue moviendo, y tú sigues ahí negándote a moverte, plantado.

Se que es una situación fuerte, puedo decirlo con toda propiedad, pero no podemos solo quedarnos a ver el tiempo pasar, a ver la vida pasar. Vive tú. Empieza por pequeñas cosas, como por ejemplo salir de tu casa, cambia tu cabello, prueba estilos nuevos, conoce nuevas personas, ve a un lugar que no conozcas, y poco a poco irás escalando tu nivel. Pero siempre hay que dar un primer paso.

Haz una lista con esas cosas que sueñas y haz otra lista con los pasos que debes seguir para lograrlas. Pero no te quedes atrás.

No tienes que ir al ritmo de los demás, ve a tu ritmo, todos nacimos diferentes y en formas muy distintas, así que no podemos seguir encerrados en esa caja de las metas que debes tener cubiertas a cual edad.

Deja de lado el pensamiento catastrófico de fracaso, porque aunque hayas intentado algo y haya salido mal, puedes decir que tuviste el coraje de hacerlo y no sentarte a ver si podía pasar o no.

No te sientas mal de haber cambiado, asústate si al contrario te dicen que sigues igual. Cada etapa de tu vida requiere una versión distinta de ti, de lo contrario tienes cuentas pendientes.

Y al final, recuerda que todo cambio, bueno o malo, es para tu crecimiento, para hacerte mejor persona de la que fuiste. Al momento es difícil de entender, pero si aprendes la lección sabrás que hacer.

Feliz lunes para todos.

Besos.

Deditos de pan de coliflor

Hola chicas y chicos.

Espero se encuentren muy bien el día de hoy. Yo he pasado esta semana por alti/bajos, pues me ha tocado permanecer en mi casa por algunos inconvenientes. Lo bueno es que he tenido oportunidad de reencontrarme conmigo, fijar mis horarios y mis trabajos, lo malo es que cuesta una barbaridad hacer nuevas rutinas y no poder salir ni a la esquina. Pero no es nada del otro mundo, ya en otro tiempo trabaje desde mi casa y, aunque  me tomò un poco de tiempo, logrè establecer mi rutina (sin interferir en la rutina de mis padres).

Despertaba temprano, hacìa mi desayun y limpiaba un poco la casa, luego me sentaba a trabajar hasta las 11, hacía mi almuerzo, regresaba al trabajo a la 1:30 hasta las 4, luego salía a hacer ejercicio y regresaba a preparar mi cena y verificar la agenda del día siguiente. Normalmente así eran mis días en ese periodo. Y lo mejor de todo era que tenía tiempo de hacer recetas, pues pasaba mucho tiempo en interest y quería probar todas las recetas que veía.

Una de esas recetas fue la tan famosa pizza sin pan, sino con coliflor. Y he de decir que hice N cantidad de intentos, hasta que conseguí una forma de hacer este pancito.  Y hoy se lo voy a compartir, pero a forma de pasapalo y no como comida principal, pero si desean lo pueden usar coo base de pizza vegetariana 🙂

Entonces, ¿qué necesitamos?. Sencillo

  • 1 cabeza de coliflor (alrededor de 1 kg)
  • 1 huevo grande o 2 claras de huevo
  • 1 taza de queso rallado (he usado queso mozzarella, pero para un toque más aromático pueden usar pecorino o parmesano)
  • 1 cucharadita de condimento italiano o mezcla de hierbas secas (usé tomillo, albahaca y perejil)
  • Sal y pimienta al gusto
  • Salsa Marinara para servir (opcional)

Ahora, manos a la obra. Primero precaliente el horno a 180 °C.
Retire las hojas externas de la coliflor y cortar las flores, descartar el tallo central. Colóquelas en el tazón de un procesador de alimentos y mezclar hasta que la coliflor se parezca al arroz.

cauliflower-1024x512
Transfiera la coliflor a un plato o recipiente para microondas. Cubrir y cocinar en el microondas durante 10 minutos. Alternativamente, si no tienes micro como yo, puedes hacerla al vapor, coloca tu “arroz” de coliflor en una cesta de vapor y cuece por unos 15 minutos. También pudeces hornearla a 150 ºC durante 20 minutos. Como ven no hay excusas :).
Deja enfriar la colifror y transfiérela a un tazón previamente cubirto con una toalla de cocina o un cedazo. Trae los extremos de la tela juntos y exprimir tanto líquido de la coliflor como puedas. Que te quede lo más sequito posible.
En un bowl mezcla la coliflor, el huevo, condimento italiano, ½ taza de queso, ¼ de cucharadita de sal y ⅛ cucharadita de pimienta. Combina bien.

picmonkeycollage8-1024x485

Ahora aquí viene la parte importante, usar papel encerado, sino será practicamente imposible retirarlo de tu molde. COloca tu mezcla en un molde con papel encerado y extiende muy bien, que quede delgadito.
Hornea unos 15-20 minutos hasta que esté cocido. Retira la bandeja del horno y espolvorea “el pan” con la otra mitad del queso, como si fuera una pizza. Hornear por otros 5 minutos hasta que el queso se derrita.
Cortar el pan de queso en palitos de pan. Y servir con salsa marinara. Et voilá.

¿Qué les pareció? Es bien sencillo y bien sabroso también. No duden en probarlo si tienen alguna reunión o fiesta cerca 😉

img_8545-1024x682Les mando un beso enorme.

Chau.

¿Por qué los lunes sin carne?

Hola chicas y chicos.

Espero que se encuentren súper bien. Hoy lunes, muchos ánimos y mucha buena energía. Empecemos la semana con buen pie.

Hoy quería contarles el porqué de los lunes sin carne y el porqué decidí compartir con ustedes esta tendencia (por darle un nombre).

¿Por qué sin carne?

Porque vivir sin carne una vez a la semana puede reducir el riesgo de enfermedades crónicas que pueden ser previsibles, como la diabetes, el cáncer, las enfermedades cardiovasculares y la obesidad. Además el no consumir carne una vez a la semana también puede ayudar a reducir nuestra huella de carbono y ahorrar recursos preciosos como los combustibles fósiles y principalmente el agua dulce.

Además, ciertos estudios han evidenciado que el consumo de una dieta rica en frutas y verduras, y una cantidad limitada de carne roja puede aumentar la longevidad.

Sin mencionar además el impacto que tiene en nuestro bolsillo el aumentar nuestro consumo de alimentos que no sean de origen animal, tanto por el costo de la comida en si, como el costo por las medicinas y tratamientos que no será necesario pagar en futuro. Si no me lo creen, cuéntenme cuántas medicinas distintas toman ustedes o sus mayores, porque mientras más envejece el cuerpo más medicinas se hace necesario tomar, pero al final nunca nos sentimos al 100%, una gripe, un dolor de cabeza, dolor en las articulaciones, una “alergia” que nunca se detiene y sin mencionar los gastos que genera la obesidad, como pastillas para la tensión, pastillas milarosas para perder peso, cremas para urticaria y así vamos. Anualmente en los países por enfermedades relacionadas a la obesidad son altísimos, entonces al reducir nuestro riesgo de estas condiciones, podemos reducir el gasto sanitario en todo el país.

Y lo mejor, es el ahorro por el costo de los alimentos. Muchas personas a ahorrar dinero mediante la adición de comidas sin carne a sus menús semanales. Comidas sin carne se construyen alrededor de vegetales, verduras, frijoles y granos como sustituto de la carne, que tiende a ser más costosa. Y aquí quiero hacer una pausa, porque si es cierto que hay muchos carbohidratos almidonados y no almidonados que sustituyen la ingesta de alimentos cárnicos, pero el vivir a una dieta alta en azúcares refinados no ayudaría a mejorar nuestra salud, por eso hice mención  a los alimentos naturales y no refinados de mayor calidad para sustituir la carne. Seguimos, este ahorro es en parte debido a la producción de carne requiere los servicios públicos como la alimentación y el transporte. A pesar de que puede ser un reto para servir comidas saludables con un presupuesto, ir sin carne una vez a la semana puede ayudar a ahorrar un poco de dinero que puede invertirse en la compra de mayor cantidad de vegetales y verduras.

Ahora, ¿por qué hago yo un día sin carne a la semana?

Por el medio ambiente. Básicamente me considero ecologista y todo lo que pueda ayudar al planeta, pues trataré de hacerlo. Desde reciclar viejos contenedores de plástico hasta reducir el consumo de carne. Sin mencionar que de verdad me parecen sumamente tiernos los cerdos y las vacas, y he visto que las aves “beneficiadas” terminan muriendo ahogadas en camiones antes de llegar a los mataderos, es triste :'(.

Entonces, el reducir la ingesta de carne ayuda a minimizar el uso de agua, pues la cantidad de agua necesarias para la ganadería son mucho mayores que las de verduras y granos. Se necesitan aproximadamente 1.850 litros de agua para producir 1/2 kg de carne de res. Y al contrario se requieren aproximadamente 39 litros de agua para producir 1/2 kg de hortalizas. ¿Ven la diferencia? Es abismal.

Todo esto sin mencional la producción de gases de efecto invernadero y el uso de combustibles fósiles necesarios para la producción de cada tipo de alimento. Son altísimos en el caso de la industria cárnica.

Entonces, el impacto de 1 día a la semana de solo una persona puede ser insignificante, pero si los +7.000.000.000 de personas del mundo contribuyéramos de esta forma un día a la semana, podríamos ayudar un poco más a nuestro planeta a durar, a tener un poco más de agua para el futuro que se ve tan cerca. Tratar de vivir un poco más natural y en armonía con el ambiente.

En casos desesperados, cualquier ayuda es bienvenida. Así que los invito a sumarse. No les digo que se vuelvan vegetarianos o veganos, es solo una contribución al planeta y a tu salud. 

Un beso.

Baba ganoush o crema de berenjena casera

Hola chicas y chicos.

Bienvenidos a otro lunes de recetas libres de carne. Hoy voy a compartir con ustedes una de las recetas que más me gusta y que mejor se me da, un baba ganoush o crema de berenjena. Recuerdo que la primera vez que la hice fue porque a mi me gustaba comprar la versión empaquetada que venden en el supermercado, pero era algo costosa, así que empecé a hacer mi propia crema y es de verdad sencillo, sin dejar por fuera que cumple con las 3B: Bueno, bonito, barato.

Así que si eres fanático de la comida árabe como yo, puedes empezar con esta sencilla receta, perfecta para ofrecer en fiestas como un dip y tiritas de pan pita.

Necesitarás:

babaganoush

—-

Lo primero que harás (con mucho cuidado) es colocar tu berenjena con piel y todo sobre el fuego. Prende tu hornilla y ve girándola hasta que toda la piel se torne negra.

Luego la retiras del fuego, la dejas enfriar y retiras toda la piel de la berenjena.

Colocas en una licuadora todos tus ingredientes y licuas muy bien, hasta que tengas una pasta suave. Agregas sal y pimienta al gusto y servir en un platito hondo. Listo. ¿Ven lo sencillo que es?. Incluso pueden refrigerarla por varios días si la guardan en un envase con tapa.

Así que, ya saben, no hay excusa para no intentarlo. Sobre todo en estos días de calorcito, donde una crema fría a base de vegetales cae súper bien.

caviar-aubergine-maison

Nos estamos leyendo.

Besos.

#Cucumba

Hola chicas y chicos.

¿No han visto ese video que está circulando por Instagram? Yo tampoco lo había visto hasta el sábado. Es un rap jamaiquino sobre las propiedades del pepino (o cucumba como al parecer le dicen ellos). Y pues, ahora que oficialmente estamos entrando en primavera en el hemisferio norte, pues que mejor que empezar con los vegetales que trae esta temporada, más gustosos y además, bastante frescos.

Y bueno, como quedan bien descrito, el pepino tiene muchos aportes, sin mencionar que me gusta hacerlo licuado con un poco de limón. Así que, podemos aprovechar este vegetal que es bien económico y resolver varias recetas y, lo mejor de todo, perfectas para hacerlas hoy que es un lunes sin carne :). Así que me puse a buscar algunas de mis recetas favoritas hechas a base de pepino para que ustedes, al igual que yo, la pongan en práctica :).

1. Ensalada de pepino, cuscús y queso feta (también pueden hacerse noodles en lugar de tiras de pepino y estarás comiendo “pasta”)

ensalada-de-pepino-y-queso-feta-food-and-cook

2. Ensalada cremosa de pepino. Una delicia de sabores y súper fresca.

german-creamy-cucumber-dill-salad-3

3. Tzatziki. Una crema o dip griego a base de pepino y yogurt. La primera vez que lo probé quedé encantada con su textura y sabor. Definitivamente no puede faltar en esta lista.

4. Ensalada japonesa de pepino, con ese toque a soja y sésamo, muy sutiles y deliciosos.

asiancucumbersesamesalad1

5. Ensalada griega, mi favorita hasta entonces. Es amarga, dulce, tostada. No se, son muchos sabores que combinan perfecto con días tibios y llenos de sol :). Además, esta es la receta de una de mis chef griegas favoritas, María Zannia, y su serie de videos son amor puro.

zoom-f9f968288013704f480f5ea728cc16d4-920-518

Entonces, ¿se animan a comer un poco más de pepino esta temporada?

Espero que si, un beso gigante a todos.

Muack.

Lunes sin carne – Casabe

Buen día chicas y chicos. Bienvenidos a otro lunes de recetas libres de carne.

Hoy quiero compartir con ustedes un experimento que hicimos (mi mamá más que todo) hace unos días en mi casa bajo la supervisión y tutela de mi papá que ya tiene experiencia en esto. Y es cómo hacer una torta de casabe.

Para los que no son de Venezuela, el casabe es una especie de pan hecho a base de yuca, sin ningún añadido extra, es simplemente yuca, fuerza y budare (plancha de acero), originalmente el pan que se consumía en la Venezuela precolombina por las distintas etnias indígenas. No todos son fanáticos de este pan, sin embargo es un producto arraigado en nuestro ser como lo es una buena arepa y les aseguro que es un acompañante perfecto para una buena sopa o un sustituto más saludable al pan tradicional para servir tapas y pasapalos en las fiestas.

tartar1

Foto cortesía de El Estímulo con receta del chef Víctor Moreno y foto de Patrick Dolande

Para esto necesitaremos pocas cosas:

  • Yuca
  • Un rallo finito
  • Tela o cedazo
  • Un budare

Lo primero que debes hacer es retirar la concha de la yuca y limpiarla muy bien. Te recomiendo picarla en trozos medianos, es decir, de una raíz sacar unos 3 “cilindros” y proceder con mucha cautela y paciencia a rallarlos. En esta parte te tomarás un tiempo, además que la yuca empezará a soltar todo el líquido que lleva dentro. La idea es que quede lo más fina posible. Nosotros usamos el rallo con el que se rallan las nueces, para que quedara fina toda la yuca.

casabe

Imagen cortesía de TuSaludpr.com

Luego colocas esta pasta sobre el cedazo o dentro de una tela y debes exprimir muy bien, intentando sacar la mayor cantidad de líquido que puedas, debe quedar lo más seca posible y que los pedacitos de yuca rallados se separen entre si cuando pasas la mano.

Ahora viene la parte divertida, calientas el budare en la hornilla de la cocina y cierne sobre el mismo tu harina de yuca. Procura que el budare quede bien cubierto con una capa de unos 2 a 3 mm. y deja que cueza a fuego medio, cuando lo empieces a notar un poco dorado es hora de darle la vuelta (tal cual una panqueca) y deja que dore del otro lado. Ya con esto tienes tu casabe casi listo. Notarás que al retirarlo del budare el mismo sigue humeando y expeliendo un poco de vapor. Originalmente el casabe se suele colocar al sol, para que termine de secar. Pero una buena opción es prender el piloto del horno o colocarlo a fuego muy bajito y colocar ahí dentro tu torta de casabe hasta que se tueste.

800px-casabe-2

Y listo, ya tienes tu casabe, totalmente orgánico, libre de gluten, alto en fibra, bajo índice glusémico, etc, etc. Sin mencionar sabroso, sobre todo cuando está calentito.

Creo que este tipo de cosas, cuando uno observa el trabajo que conllevan, saben mejor, porque viene acompañado de la satisfacción de haber conseguido un producto que simplemente comprabas en el mercado y no sabías como hacerlo. Aún no nos hemos arriesgado a hacer naiboa (casabe blando relleno de melcocha de papelón de caña), pero no duden en que eso ocurrirá pronto.

Así que, si son venezolanos espero que lo pongan en práctica y si no son venezolanos también 🙂 para que conozcan un poquito de las comidas típicas de mi país. Y buen provecho.

Un beso a todos.